Portal Paula

Agua y cultura

El vertiginoso crecimiento de las sociedades más desarrolladas en un mundo globalizado ha llevado a un abuso, en todos los sentidos, de este recurso básico e imprescindible para la vida, el agua. La sostenibilidad del planeta y la justicia geopolítica reclaman una nueva cultura del agua.

Como educadores debemos hacer todo el posible por favorecer este cambio cultural con unos objetivos básicos:

  • Cultivar una visión holística e integradora para conservar los ecosistemas.
  • Sensibilizar sobre la necesidad de una gestión equitativa que contemple el derecho al agua.
  • Potenciar el sentido de corresponsabilidad para llegar a un consumo más responsable.

Cuando el cambio no viene motivado por la necesidad inmediata, no es fácil y requiere reflexión. La cultura nos permite reflexionar sobre la relación que en cada momento y cada lugar las personas tenemos con nuestro entorno, en este caso, con el agua. Detrás de esta relación se esconden unos determinados valores, consideraciones o intereses; averiguarlo nos permitirá razonar el cambio.

Las tradiciones, los valores sociales y las formas de vida nos dicen mucho sobre cómo, las diferentes poblaciones o sociedades perciben y gestionan los recursos hídricos.

¿Cuál es nuestra cultura con referencia al agua? ¿Cómo ha cambiado? ¿Quien o qué la ha cambiado? ¿Por qué se plantea un nuevo cambio? ¿Qué queremos? ¿Cómo se cambia? ¿Qué papel tiene la educación? ¿Qué es necesario hacer? … son preguntas que pueden motivar y orientar la reflexión.

Es conveniente que a lo largo de la escolaridad, en los diferentes ciclos y de acuerdo con la edad del alumnado, el profesorado vaya planteando actividades que permitan esta reflexión y en este sentido hacemos algunas propuestas:

Educación Infantil

Educación Primaria

Educación Secundaria


Otras propuestas para el aula

Deja un comentario